Home / Curiosidades / Todos los que conocen a alguien nacido en ENERO no deben ignorar estos 9 datos

Todos los que conocen a alguien nacido en ENERO no deben ignorar estos 9 datos

Si tienes la suerte de compartir tu vida con alguien nacido en enero puede que hayas dado con el mayor filón de tu vida. Esto se debe a que, especialmente las personas que vinieron al mundo en estas fechas, comparten entre ellas con unas características casi idénticas. Por ello te animamos a que conozcas estos nueve datos para que aprendas a descubrir los rasgos que definen su personalidad. Nunca antes comprender a alguien fue tan sencillo.

1. Naturales y divertidos

La propia naturaleza de los enero les hace arrancar con una energía y una diversión que irradia desde su fuero más interno. Son amantes de la espontaneidad y de las buenas bromas. Agradecen siempre una charla amena y no dudan en emplear todas sus energías por hacer pasar a las personas con las que comparten su tiempo un rato agradable. Además son auténticos apasionados de la sonrisa en los rostros ajenos, por lo que se esforzarán al máximo por dibujar una en tu cara. Puede que nunca hubieras pensado que un enero era así.

2. Parecen algo mandones

Confundidos a veces como testarudos o mandones, lo que les sucede realmente es que son una inagotable fuente de ideas que ellos mismos consideran excepcionales. Como según sus criterios son excelentes, procurarán imponerlas al resto del grupo, pero saben aceptar una idea externa y tienden a cambiar rápidamente de opinión cuando comprenden el beneficio. A pesar de ello, no suelen considerar que estén equivocados de forma asidua, por lo que a ojos de muchos sí que acabarán por ganarse el apodo a fuerza de bien.

3. Solo confían en ellos mismos

La confianza siempre nace de la necesidad de conocer a la otra persona y a sus cualidades. Por ello solo son capaces de confiar en un único ser: ellos mismos. Esto puede suponer un problema o un éxito en función de su propia capacidad para resolver una situación, siendo común que o se sientan completamente fracasados o enormemente autosuficientes sin que suela existir un término medio. Tampoco significa que sean egoístas, ya que no les cuesta compartir los logros de sus recompensas, sino que solo se sienten a gusto con su propia compañía. No todo lo que tenemos que decir es positivo.

4. Jóvenes de corazón

En su naturaleza está el no sentirse nunca faltos de energía para afrontar nuevos retos. Esto les hace convertirse en personas con una gran capacidad para resolver problemas y afrontar nuevas situaciones estando siempre dispuestos a ofrecer la batalla que sea necesaria. Esto también se aplica en el campo de la diversión, siendo unos auténticos amantes de la buena fiesta y nunca negándose a considerarse ancianos por mucho que vayan aumentando los años.

5. No son expresivos en el amor

Aunque amen una buena broma y no desaprovechen la oportunidad de sacar una sonrisa, eso no significa que sean buenos comunicadores de sentimientos. En el campo amoroso suelen ser muy parcos en palabras y tienden a ocultar sus propios pensamientos con tal de no herir a sus parejas. Por desgracia esto suele ser confundido con mucha frecuencia y tienden a ser problemáticos. Procura siempre leer entrelíneas para comprender sus verdaderos sentimientos y no los fuerces si no quieres ver su lado oculto más negativo. Su amor por la fiesta compensa muchas de sus carencias.

6. No toleran la estupidez

Una cosa es una broma y otra muy distinta la propia estupidez. No son personas que persigan la pérdida de tiempo, ya que valoran este recurso por encima de lo demás. Son agradables y divertidos pero no amantes de lo absurdo. Por ello si te toca convivir con uno de ellos procura evitarles la sensación de que cualquier cosa absurda pueda ser considerada divertida por todo el mundo. El truco es muy simple, aprende a diferenciar lo que puede sonar divertido en sus oídos y los comprenderás al instante.

7. Aman ser líderes

El liderazgo es algo que te permite dirigir el timón de tu propia vida. Para las personas que se consideran capaces no solo de hacerlo, sino de llegar a buen puerto por el camino, esta es una auténtica bendición. Es por ello que no es raro verlos en las posiciones de control más elevadas, pues luchan y batallan cuando les es posible por alcanzar dicha meta. Gracias a ello, también, las personas que los rodean alcanzan una buena recompensa equivalente. Nada mejor que un enero al mando. En la última página encontrarás los dos datos finales.

8. AMAN la fiesta

Si hay algo que esté siempre en la cabeza de un enero es la propia fiesta. Les encanta estar rodeados de gente feliz y de disfrutar de un buen momento. Aunque para otros aspectos de su vida prefieran la soledad, cuando se habla de divertirse siempre prefieren la compañía de sus amigos más cercanos con los que disfrutar de las mayores locuras que se les ocurra. Gracias a esta predisposición se puede comprender el último punto de la lista.

9. Son auténticos SALVAJES

En el sentido más positivo y literal de la frase, su forma de disfrutar de la vida les hace ser muy aventureros. Se les ocurrirán los planes más descabellados, pero a la vez los más entretenidos y, gracias a su pasión por el liderazgo, serán siempre los primeros en marchar. Con la promesa de una diversión asegurada, no faltará quien los siga a donde haga falta. Nunca te aburrirás si tienes por compañero a un enero, por lo que: Enhorabuena a los afortunados.

Para los Curiosos

Check Also

Elige una carta egipcia y sabrás cosas de futuro próximo y fortuna en la vida

El tarot egipcio es uno de los más antiguos que existen, de hecho, se dice …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *